Arcángel Amiel

El Arcángel Amiel en Hebreo significa Mi pueblo es Dios

Es el representante de todo lo nuevo. Muestra los cambios en todo aquello que es poco conocido o que aún no ha sido explorado y ayuda con la creación de lo que deseas. Anuncia la posibilidad de viajes en un tiempo cercano.

Visualízalo, y pide su presencia diciendo: “Invoco al ángel Amiel para que se haga presente, me bañe con su luz rosada, trasmute en mí todas las energías negativas, haciéndome sentir su amor elevado, suavizando mi carácter y tranquilizándome, limpiando mi cuerpo físico, mi etéreo y mi aura. Brindándome su ayuda en estos momentos que necesito. ”

Luz de paz y flexibilidad. Prepárate para recibir la luz divina que suavice tu carácter, estás iluminado con la luz divina que te ofrece la riqueza más valiosa que puede tener el hombre, el amor elevado, que te permitirá limpiar el cuerpo físico, etéreo y hasta tu propia aura. Debes estar abierto a recibir todo lo nuevo, lo que aún no ha sido explorado.

Al Arcángel Amiel le podemos pedir que nuestro carácter sea más flexible y evite que seamos celosos y dominantes con nuestros seres queridos.

Y él me recomendó que les comentara que más que sentir miedo deberíamos tomar un cuaderno donde de forma diaria escribiéramos 3 cosas:

  1. Agradezco a la vida por: y escribir todo aquello que agradecemos.

  2. Agradezco a las personas, particularmente a…..por….

  3. Me agradezco a mí mismo, por….

~ Charles Virtue

¡Que los ángeles acompañen tu camino!