Elijo calidad de vida a través del dinero y el éxito

Nuestra búsqueda de dinero debe contribuir a la calidad de nuestras vidas. Si no es así, es decir, si odiamos lo que hacemos para ganar dinero, entonces el dinero será inútil. La prosperidad involucra la calidad de nuestras vidas, así como cualquier cantidad de dinero que poseemos.

La prosperidad no está definida solo por el dinero; abarca tiempo, amor, éxito, alegría, comodidad, belleza y sabiduría. Por ejemplo, tal vez eres pobre con respecto al tiempo. Si te sientes apresurado, presionado y acosado, entonces tu tiempo está sumido en la pobreza. Pero si sientes que tienes todo el tiempo que necesitas para terminar cualquier tarea y estás seguro de que puedes terminar cualquier trabajo, entonces eres próspero cuando llega el momento.

¿O qué hay del éxito? ¿Sientes que está más allá de tus posibilidades y es completamente inalcanzable? ¿O sientes que puedes tener éxito por derecho propio? Si lo haces, entonces eres rico con respecto al éxito.

Recuerda que sean cuales sean tus creencias, puedes cambiarlas en este momento. El Poder que te creó te ha dado el poder de crear tus propias experiencias. ¡Tu puedes cambiar tu experiencia!

¡Que los ángeles acompañen tu camino!