Situaciones a diferenciar cuando aplicas la ley del Espejo

Related image

1.- El espejo te muestra que tus expectativas no están acordes con la realidad. Lo que te molesta de la otra persona es que no sea como tu habías idealizado que fuera. Te creaste unas expectativas sobre esta persona y ella es completamente diferente. Surge entonces en ti, una necesidad de controlarla e intentar cambiarla. En este caso, para que tu espejo te muestre una realidad diferente, deberás aprender a aceptar a los demás como son e intentar dejar de controlarlos. Acepta la realidad tal como es.

2.- Eso que te refleja tu exterior son partes que te molestan de ti mismo, que no has concientizado o que no quieres aceptar. Hablamos en este caso de similitudes. Esa persona te está mostrando tu lado oscuro. Por lo que, deberás trabajar en ello, aceptar esta parte de ti y trabajar para sanar lo que tengas que sanar. Cuando logres superar esto, tu espejo dejará de reflejar esas situaciones en tu vida.

3.- Tu espejo te está mostrando lo que te están haciendo a ti, que tú no haces a esa persona, pero que si amplías tu visión, te descubres haciéndole lo mismo a terceras personas. Por ejemplo: en tu trabajo existe alguien que sientes que se aprovecha de ti y te manipula, no eres capaz de hacerle lo mismo a esa persona, pero si reflexionas en el asunto y amplías tu visión, tal vez estés tú haciéndole lo mismo a tu padre, madre o hijo. En este caso, deberás concientizar esta situación para lograr trascenderla y de esta forma lograr que tu espejo te muestre una realidad diferente.

4.- El espejo refleja lo contrario a ti, refleja el lado opuesto a lo que tu eres y por ser precisamente algo que tu no eres o no harías, es algo que te molesta tanto en los otros. Por ejemplo, tu eres muy ordenado y el otro es muy desordenado, o eres muy honesto y la otra persona no lo es. En este sentido, el espejo lo que está reflejando es que te estás colocando en un extremo. Tal vez excesivamente ordenado, honesto o humilde. Colocarte en un extremo no es bueno, tampoco sano, por lo que deberás entonces buscar tu centro, el punto de equilibrio.

Descubrir cuál de estas cuatro situaciones te está mostrando el espejo, es tu trabajo. Tal vez te encuentres con que no sólo refleja una sino varias de las situaciones. Lo importante es que las conscientices, para que de esta forma puedas trabajar en ellas, transformarlas y así, hacer que tu realidad cambie. El no hacerlo, hará con que tu realidad te muestre una y otra vez las mismas situaciones y lo hará, hasta que logres sanar esa parte de ti que debes sanar.

¡Que los ángeles acompañen tu camino!