Saltar al contenido.

En lugar de preguntarte por qué te pasan las cosas, pregúntate “para qué”

Preguntarnos “¿Para qué…?”, en lugar de “¿Por qué…?”, puede ayudarnos a tomar conciencia de nuestras acciones, revisarlas y modificarlas. Así, optando por la primera opción estaremos en disposición de aprovechar las oportunidades que sí se nos brinden.
En lugar de preguntarte por qué te pasan las cosas, pregúntate para qué. Siempre hay una gran razón en todo lo que sucede.
«¿Para qué…?» es una pregunta que muchas veces no nos hacemos, cuando sí sería oportuna. Cuando en nuestra vida surgen problemas o adversidades que nos impiden avanzar con fluidez, con frecuencia pensamos que es injusto y nos posicionamos en el rol de víctimas.
Normalmente, los contratiempos vitales suman a nuestro bienestar cuando los tomamos como una oportunidad de aprender, cuando elegimos/decidimos darles ese sentido.
Cuando nos preguntamos para qué, pasamos de ser víctimas a ser alumnos.
El ¿para qué…? nos permite recuperar el control, posicionarnos, recuperar el papel protagonista de nuestras decisiones, reconocer nuestra libertad por estrecho que sea el margen.
Con este tipo de pregunta – «¿Para qué…?»- impediremos que el timón de nuestras vidas se quede por completo en manos de la inercia y las circunstancias. Así, en cualquier momento tengo la posibilidad de generar un cambio.

¡Que los ángeles acompañen tu camino!

Curso de ángeles GRATIS – escucha las 18 lecciones en audio

CURSO ÁNGELES, ARCÁNGELES Y SERES DE LUZ donde aprenderás a conocerlos, escucharlos, entenderlos e incluirlos en tu vida. Este curso es básico para poder tomar los demás. Y, lo mejor de todo, ¡ES GRATIS! busca CURSO DE ÁNGELES GRATIS en nuestro menú o haz  click aquí­.