Sesión 3 material de apoyo

Sesión #3: Consolidando tu intención

Angeles

TÉCNICAS Y HERRAMIENTAS PARA MANTENER EL RUMBO

Mantener la costumbre de anotar constantemente tus pensamientos positivos, las ideas que deseas manifestar, o las formas que te vengan al pensamiento para lograr tus objetivos, puede ser una buena idea y te mantiene constantemente enfocado en este proceso.

Velas

Las velas funcionan como un maravilloso punto focal porque representan la fe. Se ha utilizado siempre para propósitos divinos en ceremonias y en situaciones en las que solicitamos apoyo celestial. Esto permite que tu mente y tus emociones se alineen a tus deseos haciendo a un lado al ego que te distrae con sus miedos.

La ventaja de las velas es que son objetos que podemos tocar y que podemos ver. Esto agrega mucha credibilidad en tus afirmaciones.

Para usar una vela como un instrumento para enfocarnos, es muy fácil. Sigue estos pasos:

  1. Elige una vela pequeña nueva. Asegúrate que no haya sido usada para otro propósito. A mí me gustan más las que son aromáticas. Prefiere las que no tienen hojas o pétalos secos revueltos en ellas porque pueden incendiarse.
  2. Elige el color del propósito. Vamos a mencionar enseguida cómo hacerlo con algunos ángeles. Si no recuerdas el color correspondiente o si no hay del color específico, siempre puedes usar una de color blanco y pedir a tus ángeles que energéticamente funcione como el color que deseas.
  3. Limpia energéticamente la vela ya sea con Reiki, con Theta o puedes sumergirla en un pequeño recipiente de vidrio con sal gruesa o agua de mar. Seca completamente la vela. Trata de no mojar el pabilo.
  4. Toma la vela entre tus manos e imagina tu intención, tu propósito, lo que deseas manifestar y hacer real. Imagínalo adentro de la vela y mantén tu atención enfocada hasta que logres visualizarlo en la vela.
  5. En este momento puedes hacer tu petición al ángel correspondiente para que, junto con la energía de la vela te ayude a manifestar eso que deseas.
  6. Enciende la vela con cerillos, no uses encendedor. Y puedes recitar alguna afirmación u oración en este momento o simplemente meditar en relación a tus deseos. Esto funciona maravillosamente cuando lo haces al tomar un reconfortante baño.

Los arcángeles pueden ayudarte con la energía de las velas. La llama de la vela es un ente vivo pues conecta tu intención con el Cielo y trabaja en resolverla. Si le pides al arcángel que ayude, la energía que se crea es muy poderosa.

Ellos te ayudan con los siguientes aspectos:

Miguel          azul índigo – Protección y Justicia

Jofiel             amarillo – Sabiduría  (decisiones, perdón, estudio)

Chamuel     rosa –  Amor Divino (romance, perdón, relaciones)

Gabriel         blanco – Buenas noticias, abrir caminos, bebés, embarazo, parto

Rafael           verde – Salud (física, espiritual, finanzas, mental), viajes, pareja

Uriel                rojo – Luz Divina (guía, discernimiento, entendimiento, dinero)

Zadquiel       morado – Transmutación de negativo a positivo

Ariel               naranja – Valor, Fortaleza (avanzar, adicciones)

Sandalfón    café – Música, entrega nuestra oración a Dios

Metatrón      arco iris – Tiempo, Niños, capacidades intuitivas

   

Cristales

Los cuarzos y cristales son otra herramienta que puedes usar para mantener tu enfoque. Así como las velas, son algo físico que puedes tocar y ver.

El cuarzo más fácil y económico de conseguir es el cuarzo de cristal. Es uno transparente y no te preocupes de su forma o de su tamaño o de su transparencia. Todos funcionan muy bien.

Para prepara tu cuarzo o cristal sigue estos sencillos pasos:

  1. Para cuidar los cristales, límpialos poniéndolos a la luz del sol, de la luna llena, en sal de mar o agua con unos granitos de sal gruesa o enjuagándolos en agua de mar, agua de río, afinándolos con afinadores musicales o campanas.
  2. Visualiza el objeto que deseas tan detalladamente como puedas imaginar. De la misma manera como hiciste con las velas, puedes pedir al ángel del color que tenga tu cuarzo o cristal que ayude en este propósito.
  3. Imagina que el objeto que estás viendo pasa a través del cristal y el cristal actúa como una lente para acrecentarlo, hacerlo más brillante y más enfocado.
  4. Repite la o las afirmaciones que desees o haz la oración con tus intenciones mientras lo mantienes en tu mano.

Hay muchas maneras como puedes usar los cristales. Lo puedes hacer tan simple y tan sencillo como esto. Procura no complicar mucho el proceso. Mientras más sencillo lo hagas, la señal que estás enviando al Universo es que todo ello te llegue así de fácil como lo que estás haciendo. Recuerda que lo importante es enfocarnos en las afirmaciones, propósitos y visualizaciones sin complicar más el proceso.

Si te sientes guiado a omitir alguno de los pasos que hemos descrito, puedes hacerlo. No tienes que hacer exactamente lo que te digo. Recuerda que todo esto son simples ideas para ayudarte a crear tu abundancia.

Los ángeles que te pueden ayudar cuando uses cuarzos o cristales son:

Jofiel              Ámbar: No es un cristal, sino sábila de árbol petrificada. Tiene el poder de sacar las enfermedades, elimina el estrés y es en general una excelente piedra sanadora para todos los órganos internos.

Zadkiel           Amatista: Incrementa la Clarividencia, la conexión divina y atrae el sentido común.

Miguel           Aguamarina: Estimula la liberación y el cambio, proporciona valor y ayuda a la intuición y clarividencia.

Rafael           Aventurina: Trae aventura a tu vida, ayuda en la creación de tus sueños.

Ariel                Cornalina: Proporciona valor, promueve decisiones positivas en la vida, disipa la apatía y motiva el éxito en los negocios y otras actividades.

Raziel             Charoita: Nos conecta con nuestro verdadero propósito divino. Apoya a enfrentar el cambio mientras te mueves a un nivel espiritual más alto. Transmuta energía negativa en sanación, convierte la enfermedad en salud y trae sueños poderosos.

Abundia       Citrino: Trae prosperidad y abundancia.

Chamuel      Dioptasa: Sana y reconforta el corazón y atrae el perdón. Ayuda a vivir en el momento presente.

Uriel                Granate: Trae prosperidad, pasión e inspira el amor. El Granate regenera el cuerpo.

Parasiel         Moldavita: Acelera lo que ya estás creando en tu vida. Es usada para transformación. Evítala si tu mundo ya gira muy rápido.

Medita

Cuando tu mente está llena de listas de actividades que hacer, hazlas a un lado por unos instantes. Una manera muy sencilla de enfocarse es decir la siguiente bendición para ti mismo:

“Mi vida es una vida de abundancia.

Abundancia de alegría, amor y bendiciones.

Mi vida está libre de preocupaciones.

Hago crecer esta abundancia para ayudar

a hacer de este mundo un mejor lugar.”

Esta simple bendición te recuerda que está bien ser abundante, que ya eres abundante y que no deseas más que bienestar para todos. Las tareas que hay que hacer las haces a un lado porque te estás enfocando en un proyecto mucho más grande en ese momento. Eres importante y mereces permitirte el tiempo necesario para hacer tu manifestación adecuadamente.

Una afirmación muy poderosa para abrirte a recibir es la siguiente:

“Hoy me siento abundante y feliz. Toda creación empieza en mi interior. Cuando estoy totalmente sintonizado con mi propia divinidad, atraigo todo lo que necesito y hago mis sueños realidad. Dios es una fuente continua e inagotable que nos provee de todo lo necesario para vivir y ser felices. Soy un ser ilimitado viviendo en un universo ilimitado. Las limitaciones existen sólo en la mente humana, por eso hoy limpio mi mente de creencias de escasez y me conecto a la abundancia infinita del universo.”

Meditaciones de Abundancia

Si no pudiste comprar el Curso Creando Mi Abundancia con los Ángeles, no te pierdas las meditaciones principales para crear Abundancia en tu vida.

Compra el paquete de 4 meditaciones para Abundancia en archivos descargables de  AUDIO  o adquiérelas individualmente

Si adquiriste el curso Creando Mi Abundancia con los Ángeles, NO COMPRES ESTAS MEDITACIONES ¡ya las tienes!

1 – Meditación Dar y Recibir: tus ángeles te acompañan en el sendero de tu vida para que abras el flujo de intercambio continuo de dar y recibir.   Duración: 12 minutos aprox.

angel abundancia32 – Meditación Decretos de Abundancia: decreta nuevos patrones de pensamiento para atraer todo lo que deseas creando una mentalidad positiva de prosperidad continua con ayuda del amor de Dios y de tus Ángeles. Escúchale una y otra vez hasta que los decretos formen parte de ti.     Duración: 52 minutos aprox.

3 – Meditación Reforzar Confianza y Valentía con el Arcángel Ariel:conoce a este hermoso arcángel que te da el valor para hacer cambios positivos en tu vida recibiendo las virtudes que te entrega.      Duración 11 minutos aprox.

Resultado de imagen para templo atlantida4 – Meditación Sanación en el Templo de la Atlántida: los 7 arcángeles te reciben en el Templo de la Atlántida para ayudarte a quitar bloqueos al flujo de tu abundancia. Resuelve con el arcángel Miguel los conflictos con tu familia para abrirte a la abundancia y recibe la energía de cada arcángel para resolver los diferentes aspectos de tu vida.   Duración: 45 minutos aprox.

Precio paquete 4 meditaciones $400 pesos mexicanos o $27 dólares americanos

Si vives en la República Mexicana, deposita $400 pesos en Bancomer cuenta 0190773395 a nombre de Virginia Estela Flores De los Cobos y envía copia de tu comprobante avicky@armoniadelalma.mx

Si vives en otro país, realiza tu pago de $27 dólares americanos por PayPal haciendo click aquí

Una vez que validemos tu pago, te haremos llegar los archivos en audio de las meditaciones para que las descargues en tu computador y las escuches cuantas veces lo desees.

cropped-angelito1

Ejercicio Bendecir 1:

A medida que te embarques en este nuevo camino, es importante que recuerdes que la forma en la que ves a la gente, en la que ves los lugares y las circunstancias a tu alrededor. Es una elección. Una elección consciente que tú haces.
Mira, un incontable número de veces al día, tu cerebro toma información sobre cada encuentro y tú decides exactamente qué hacer con ello. Para tomar estas decisiones dependes en gran medida en tus experiencias pasadas, en lo que te gusta y no te gusta y en tus sentimientos. Y, si eres como casi todo el mundo, le pones una etiqueta mental a cada persona y situación con la que te topas. Son esas etiquetas las que te apoyan a formarte la percepción de y la reacción a cada persona, lugar y cosa en tu vida.

Te pido que no que elimines el proceso de etiquetar por completo, sino que te limites a una etiqueta mental por cada persona, situación y cosa. La etiqueta siempre será la misma: BUENO/A. No importa a quién te encuentres o con quien interactúes. No importa qué circunstancias o situaciones surjan en tu vida. No importa a dónde vayas o qué veas. Te pido que durante los siguientes 30 días lo etiquetes como algo bueno.

Esto puede ser algo muy grande para lograr, lo sé. Estamos muy acostumbrados a ver las cosas a nuestra manera y que alguien nos diga qué requerimos cambiar y ver todo igual es algo demasiado grande para tragarnos. Y, si has estado dependiendo mucho en tus propias percepciones, pensar en soltarlas puede hasta ser algo inquietante. Pero hay una razón para ello y a medida que avances por el camino de Bendecir durante los siguientes 30 días, esto te será revelado.

Bien ahora, te pido que pases los siguientes minutos mirando alrededor del cuarto en el que estás. Date cuenta de que nada en este cuarto está exactamente como lo has percibido siempre. Elije cinco o seis cosas en el cuarto. De preferencia cosas que no te importen o que no tengas ninguna opinión acerca de dichas cosas. Ahora, mira un artículo y di: “Esto es bueno”. No le dediques demasiado tiempo a ninguno de los artículos. Sólo llámalo bueno y pasa al siguiente dedicándole entre 30 o 40 segundos a todo el ejercicio. Pero asegúrate de elegir varios artículos y de que llames a cada uno bueno.

Una vez que has terminado, siéntate tranquilo un momento y piensa cómo se siente estar rodeado de todo esto que es bueno. El darte cuenta por primera vez de que todo a tu alrededor es bueno puede ser una deliciosa experiencia si tú permites que así sea. Contempla la idea de vivir en este mar de bondad ilimitada y entonces escribe los pensamientos que vengan a tu cabeza en un Diario de Bendiciones.

En el siguiente ejercicio nos extenderemos más acerca de esta idea del bien universal y comenzaremos a ver cómo nos apoya a convertirnos en dispensadores de bendiciones. Pero por ahora, tan sólo juega con la idea. Diviértete con ella. Ríete. Canta. Baila. Permite que tu espíritu vuele y permite que el júbilo dentro de tu ser se libere. Esto es como celebras la bondad. Y tienes mucha bondad por celebrar. Estás rodeado por ella.

Antes de terminar este ejercicio, te dejo una pequeña parábola para que medites:

Dos amigas que habían sido amigas por años, pero que perdieron contacto, se toparon un día estando de compras. Actualizándose la una a la otra con lo que había pasado en su vida, una de las mujeres dijo, “Fuimos bendecidos con un fuego en nuestro ático el año pasado. El fuego no destruyó demasiado, pero el daño por causa del agua y el humo fue extenso.”
“¿Qué terrible!” respondió la otra mujer.
“¡Oh, no! Fue una verdadera bendición”, contradijo la primera mujer. “La casa había sido de la familia de mi esposo durante muchos años antes y requería de una renovación urgente. El fuego nos forzó a efectuar la renovación que habíamos estado posponiendo, y una vez que concluyó todo el trabajo de reparación y nos pudimos cambiar ahí nuevamente, fue como si nos hubiésemos cambiado a una casa nueva.”
“Oh, ya veo. Parece que en efecto fue una bendición después de todo”, dijo la otra mujer.
“Una enorme bendición. Luego, cuando mi esposo Jack se tropezó con algunos cables que dejaron los constructores y se quebró la pierna en tres partes, esto fue también una bendición.”
“Vamos, no digas eso. ¿Cómo podría eso haber sido una bendición?” preguntó sorprendida la amiga.
“Porque mientras estábamos en el hospital viendo que le enyesaran la pierna, un tornado llegó y derribó nuestra casa.”
“¡Qué barbaridad!” dijo su amiga, y después de un momento agregó, “Ok, entiendo que se salvaron, pero perder su casa así, ¡es una tragedia! Francamente, no veo donde le ves lo bendito a la situación.”
“Esa fue la mayor bendición de todas, porque después que quitamos todos los escombros que dejó el tornado, encontramos un sótano secreto donde el abuelo de mi esposo había guardado una colección de monedas antiguas que valían una fortuna. Siempre supimos que existía una colección y sabíamos que era valiosa, pero hasta que ese tornado nos la reveló, nadie sabía dónde la había escondido. ¡Ahora somos ricos!”

*********************************************************************

Entonces, recuerda estas dos cosas: “todo es BUENO” y “siempre es mejor bendecir”.

TAREA #4:

Escribe tu experiencia del ejercicio Bendecir en la sección del curso Creando Mi Abundancia con los Ángeles. O puedes escribir en qué te ha ayudado toda la información que hasta ahora has recibido para hacer cambios en tu vida.

Encuentras la sección COMENTARIOS hasta abajo de este vínculo: COMENTARIOS CURSO ABUNDANCIA

Descarga el archivo en pdf con la lista de patrones de Pensamiento: patrones de pensamiento sesion 3 Abundancia